lunes, 30 de marzo de 2009

CRUELA HACE LAS MALETAS

La semana que viene, servidora se ausenta… fiel a las tradiciones que no a las religiones, yo también voy a hacer puenting… toaaa la semana…¿Lo mejor? que me largaré lejos de cualquier hermandad de capirote carmesí y de lazo blanco… Me enoja enormemente que mi Madrid capital mundial de la movida, se vista de coronel Roucopioca en defensa del no nato…

Así que asqueada de tantas memézes y beaterías, me voy aunque sea por no ver el rostro triunfante de la Esperanza más dura de la curia romana en nuestra piel de toro y no contemplar, apabullada por tanto retro-sesos, a esos chicos bienpensantes desfilar libremente (faltaría más estamos en democracia por lo bueno y lo malo) con sus pancartas de Viva la madre que me parió. Tampoco quiero saber nada de consejos vaticanos acerca del póntelo, pónselo… yo soy de las del “vivir y deja vivir” pero últimamente entiendo que algunos se toman lo del “deja vivir” muy al pie de la letra… y eso no me va…

Así que me bajo al moro… donde la Semana Santa no existe… sólo es motivo para hacer caja con las hordas de turistas europeos en pos de algo distinto…

Me encanta viajar… pero no me mola el antes… o sea lo de las maletas y el maldito vuelo imprescindible para acceder a esos lugares de ensueño que añoro tanto…

Llenar maletas es una tarea odiosa... más a la vuelta... cuando ya no tienes el aliciente del viaje...

Yo tengo montones de maletas… de la más pequeña a la más voluminosa… porque cada maleta es apropiada para un viaje concreto…es más me atrevería a pensar que puedes deducir qué tipo de viaje emprende una persona según qué tipo de maleta está llevando… y que el color, marca, diseño de equipaje delatan un poco de tu personalidad…

Yendo de más a menos: primero encontramos el neceser o cómo yo prefiero llamarlo el baise-en-ville… ambos son palabras francesas pero la segunda es un tesoro… porque significa literalmente… folla-en-ciudad… es decir que contiene la muda y los complementos de aseo necesarios para una noche fuera de casa o como bien describe la palabra… para echar un kiki sin consecuencias..

El Baise-en-ville es típicamente masculino, de allí que no suele ser muy llamativo… un hombre con baise-en-ville quiere pasar desapercibido, opta por lo práctico no por lo bonito, un mujer lleva lo que se llama el nécessaire, al ser este complemento totalmente femenino, podemos encontrar variedad de colores y marca

También lo llaman beauty-case… maletín de belleza… ¡todo una promesa!

Vuitton, el valor más seguro en lo que se refiere a equipaje con clase… The must…lo llevan mujeres de piel auténtica, cincuentones pijas, con posibles y profesionales del puente aéreo que tienen que imponer respeto en la junta directiva mayormente masculina… Una mujer de acción que no renuncia a su belleza exterior… porque la interior la suele haber sacrificado en los altares de su triunfo en los negocios…

Mi neceser es de Woman Secret… porque soy así de “coquine”… o sea como un guiño provocativo a mis compañeros de asiento en esos autobuses con alas… Sexy y provocativa

Para un viaje de un par de días se impone un trolley de tamaño estrictamente reducido a las medidas del portaequipaje de las líneas aéreas… lo cual es un comecocos puesto que según viajes en low cost o en Business cambia radicalmente… pero la mujer o hombre de negocios no suele viajar en Ryanair… hay un montón de marcas que venden trolley y neceseres como un complemento más, desde Tous (qué poco me gusta) hasta Burberry... los suelen llevar viajantes de comercio y los hijos de las mujeres de negocio anteriores que viajan a costa de mamá y hacen cursillos de idioma o de macramé por doquier…

Mi propio trolley ideal para estancias cortas en ciudades con encanto es color fushia de la marca Kipling… la marca que tiene como señas de identidad ese adorable gorila colgando de su cremallera… (el mío lo puse como llavero de mi coche)… compré ese trolley en el mismo aeropuerto de Londres-Heathrow al ver que no me entraban todos los “recuerdos de top shop y del Soho” que había comprado en rebajas… ¿Qué, acaso pensáis que iba a Londres a comprar unas tazas souvenir de la boda de Lady Di… o la replica del tampax de Camila?... no... pos eso…

Desde entonces mi Kipling y yo nos hemos recorrido un montón de aeropuertos europeos… Marsella, Lisboa, Oporto, Bruselas, Londres, Paris…. En fin creo que fue mi compra más acertada… resistente y todo terreno

En caso de un viaje más largo y sin recorrido entremedias… véase vacaciones en la playa de más de una semana y menos de un mes… requiere una maleta tipo baúl, dura para aguantar los embistes de los mozos de carga, donde puedes acumular toallas de recambio, botes de shampoo, crema solar y gel de ducha, ropa para cualquier ocasión y sobretodo zapatos que bien se sabe son horrorosos de guardar en maleta ya que cogen un espacio considerable… además de libros se entiende… quién no aprovecha su descanso anual para ponerse al día de las lecturas pendientes y los regalos literarios de todo un año de gente que no sabía cómo acertar, …

En este caso, entre las mejores marcas, se encuentra sin duda Samsonite…

Mi C que además de ex mochilero, viaja mucho por negocio, siempre apostó por Samsonite… resistente y con garantía de hasta 5 años, también pesan poco, lo cual es muy a tener en cuenta en caso de sobre equipaje… si, como yo, tienes tendencia en comprar muchos recuerdos de viajes, sepas que tu maleta puede llegar a pesar hasta 4 kilos, ella solita… y claro, a la hora de subirla sobre la cinta, te puede dar malas sorpresas…”cómo que 36 euros de sobre equipaje, cariño te juro que no compré por 15 kg de ropa, es la maleta que pesa un muerto”, a mi me ha pasado en Easyjet…

Esas maletas son la imagen de un hombre que demuestra sensatez y confianza en uno mismo…. Demasiado varonil y caras… muy caras para mi gusto que soy más de mucha fruslería a precio módico… como somos casi todas las mujeres, prefiero lo bonito a lo seguro.. Con lo cual me compré un montón de réplicas de supermercado que me gustaban más por sus colorines llamativos… craso error, ninguna aguantó dos bodegas… así que para Reyes mi C me dijo “te regaló una Samsonite”… elije el modelo… joooo

Cuando la vi en el Factory de SS Reyes… pensé: por fin estamos de acuerdo…

Es esa pero un rosa chicle… más mona… con trolley y cuatro ruedas que giran 360º… una maravilla para deslizarse por los pasillos aeroportuarios sin joderse la espalad, es

. Versátil y juguetona

Pero para mi viaje por el Sur de Marruecos no es la idónea y tampoco me vale el trolley de minitrip. Un viaje que implica mucho recorrido, requiere dos cosas… una buena mochila para las excursiones, que sea lo suficientemente grande para llevar la botella de agua, las gafas de sol, las cremas y la guía de viaje… también es altamente aconsejable la riñonera para que guardes en ella tus bienes más preciado… el dinero y el pasaporte…

En este caso lo mejor es acudir al Decathlon que por un precio asequible te ofrece ambas cosas… y por supuesto tiene un montón de diseño…

Mona y práctica…

En cuanto a la bolsa de viajes… tiene que ser blanda para que se pueda apiñar en el maletero del coche de alquiler… cosa imposible con una maleta del tipo duro… así que llevaré mi maleta blanda de colorines para viajes largos que por supuesto es también trolley ya que no me quiero joder el hombro… también tiene que ser grande ya que es imposible ir por el zoco de Marrakech sin traer cómo mínimo un cenicero… (una año conseguí volver con una lámpara y una alfombra, entre otras muuuuchas cosas)…

Así que me llevaré mi maleta Dakine… trolley blando de dos compartimentos que compré en Privalia porque la encontré mona, bien rebajada y porque sabía que la iba a necesitar un buen día… esa maleta es

Un capricho…


una que es previsora… vale y caprichosa… como podéis comprobar, para mí las maletas son como los zapatos… me chiflan…y las acumulo

Según mi teoría , lo que dice de mí mi equipaje es bastante halagador…. Sexy y provocativa, resistente y todo terreno, versátil y juguetona, mona y práctica, un capricho… está claro que me tengo en alta estima… y que soy una mujer de hoy en día…

Pero lo importante es el destino… una semana por el Sur marroquí con mi pequeña familia es ante todo un reencontrarse… un paréntesis entre trabajo, escuela y crisis… Respirar mejor al contemplar esos paisajes rojos, puestas de sol entre palmeras y dunas… desayunar juntos, ponernos morados de cuscus y de tagines… con ello me quedo… ser felizmente alejados del resto de nuestro mundo cotidiano… olvidar el estrés cotidiano y maravillarse juntos otra vez… gracias a todos los santos de la semana santa por dejarme unos días de regocijo familiar...


PD gracias a mi seguidor nº 50... hombre y de Mieres... ¿será Troy disfrazado? noooooo

14 comentarios:

  1. Guau!! Que bonita es tu maleta fucsia!!! Y cuanto ha viajado!!!Pásalo bien!!!

    ResponderEliminar
  2. No soporto hacer maletas, ,me pongo nerviosa, me estreso, las lleno demasiado, luego quito cosas,las vuelvo a poner, las quito otra vez hasta que me canso y no me acuerdo de que hay dentro, acabo de volver de unas mini vacaciones, me llevé una samsonite grande que tiene 10 años, a la vuelta me subí encima con los niños para poder cerrarla ( siempre me pasa lo mismo) mi sueño es que un dia me quepa todo sin problemas en fin...

    Pásalo muy bien,y hasta la vuelta!

    Un beso.

    Eva.

    ResponderEliminar
  3. Que lo pases muy bien junto a tu gente!.Te chiflan las valijas? a mi me chifla Marruecos y su cultura.Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Qué razón tienes con lo de que hacer las maletas es lo peor de viajar. Y le pones la guinda diciendo que lo peor de lo peor es deshacerlas cuando vuelves!! jejeje

    Está claro que tú eres así, como tu conjunto de maletas. A mí me da igual cuál te lleves mientras me traigas algún souvenir! jejejeje

    Me alegro mucho de que os vayáis ta petite famille et toi a disfrutar del sur de Marruecos!.

    Lo inmejorable será lo que nos cuentes después porque todos tus viajes tienen anécdotas.
    Y después de marruecos no escondas mucho la mochila, eh??????
    jejejejeejej

    Un besazo reina!
    Elly

    ResponderEliminar
  5. Yo estoy pensando a ver donde voy sin gastar demasiado dinero...

    Respecto a las maletas... yo tengo una muy grande, que cuando voy para pocos días, coge lo de los dos...

    Y si hay algo peor que hacer las maletas... es deshacerla y todo lo que implica la vuelta a casa...

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Ay, a mí por lo único que me gusta hacer maletas es porque mientras las hago me imagino cuando voy a usar las prendas, si estaré una tarde en la playa, cuando el sol se marche... Ay, madre.
    La película no es nada recomendable para gente de menos de dieciocho años, incluso para gente que los supera... Estoy contigo en que le hallas dicho a tu E que no valla.
    Por último, llevo desde la tarde de ayer pensando en contarte algo.
    Mientras leía uno de esos dominicales que te vienen con el periódico, ví un artículo de Almudena Grandes (amo sus textos)y al leerlo se parecía impresionantemente a lo que contaste en un post no muy antiguo sobre una sala de espera y dos gitanas que intentaban colarse... ¿Recuerdas? Si encuentro por internet el texto te lo paso.
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Oh! me ha encantado este post! tiene el toque justo de sofisticación que a mi me gusta, además del toque politico-social, que también me encanta, junto con el punto "familia maravillosa vá de viaje" qué tanta envidia me dá. Yo tengo familia maravillosa y me voy de viaje ¡pero no tán lejos ni a un sitio tán exotico! me encantó "El cielo protector"
    Besos y pásatelo muy bien!!!

    ResponderEliminar
  8. Lo peor de los viajes, sin duda es hacer la maleta de vuelta y por supuesto deshacerla en casa.

    Yo he aprendido con el tiempo a llevar lo justo y necesario (vaaaaale, a veces llevo un poco de más), porque he comprobado que puedemos pasar con la mitad de lo que llevamos.....y que en otros lugares también existe la lavadora.

    Disfruta mucho y cuéntanos a la vuelta!!

    Besossss

    ResponderEliminar
  9. Ais, quien pudiera seguirte, aunque lo de hacer puenting te lo dejo a ti solita, que a mi me da u patatús!!

    El tema maletas es muy interesante. Una vez me encontré en el aeropuerto al SR. Llongueras y su familia, iban con unos mega baúles de mimbre alucinantes, esos si que debieron pagar plus de peso!! Y luego para cargarlos?!?!?! pppfff!!!

    EN cas asolo hay un juego de maletas, de esas duras tipo Samsonito pero más baratas, color azul-grisaceo-plateado mu monas, 4 ruedas. Entonces yo soy... práctica, aunque versátil y juguetona, no???

    ResponderEliminar
  10. Buenas Cruela!! Pasatelo muy bien por el país vecino, que yo lo tengo tan cerquita...Hay lugares muy bonitos por allí...
    Uff como odio hacer maletas, las lleno de mil cosas para luego no ponerme ni la mitad jejejeje
    Muackss!

    ResponderEliminar
  11. pues eso, a disfrutar de unas merecidas vacaciones. La mejor maleta es la que alberga tus geniales ideas.Mi maleta anda llena de pegatinas, me encanta ver la reacción de la gente cuando aparece, allí toda tatuada, pero es que como es una samsonite y todas son iguales había que marcarla, no por llamar la atención, que también, sino por ser práctica y reconocerla al instante. bon viatge nina!

    ResponderEliminar
  12. Vacaciones quien las pillase!!!!! Que suerte tienes, no por ser sexy, provocadora, resistente y todas esas cosas que has comentado en tu post, que también, si no por poder darte una escapada con tu familia, poder relajarte, desconectar conocer otros lugares....Disfrutalo!!!
    Un besazo y espero que nos cuentes que tal te ha ido todo, señora experta en maletas.

    ResponderEliminar
  13. Ay Cru! dime que no viniste a Pucela que me da un chungo nervioso... mecagüenlaleche, eso me pasa por abandonar la blogosfera sin previo aviso because i'm worth it.

    Luego me paso a leerte, guapina

    besos mil

    ResponderEliminar
  14. Yo también tengo una maleta para cada ocasión, es más, creo que sufro del síndrome maletil, maleta que veo maleta que quiero maleta que compro, dios, no me caben más en el trastero!!

    Y también me compré un peso, SOLO para pesar maletas, que viajo mucho con low cost y al final acaba siendo un high cost. Aunque el peso es tan megaultrapasote de chic que va a ras de suelo y no me vale para las maletas, lo tengo que poner encima de algo, ya ves...

    Disfruta en Marruecos, Cru, y cuidado no te vayan a cambiar por un camello!!!

    ResponderEliminar

Pio pio pio

Related Posts with Thumbnails