miércoles, 20 de mayo de 2009

EL PORVENIR ES DE TODOS




¡Dios cómo pesa este niño!”, a este paso no llego al río y he quedado con René a las cinco.


Se paró para recobrar el aliento y miró la carita redonda de Luis III su primer sobrino… era un niño tan grande, una sonrisa grande, unos ojos azules grandes y lo mejor, un corazón más que grande… era su debilidad pero era tremendamente vago y a sus casi 4 años, parecía que no quería saber nada acerca del funcionamiento de sus grandes piernas…

Tita Gina…. Toy cansao…. Aúpa

No Luis, que la tita está harta de llevarte en brazos

¿a cabaíto?

Se dice a caballito, bobo, a ver si además de andar aprendes a hablar

Por fiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii

Vaaaaale, soy como una mula de carga, me vas a moler la espalda… no sé andar ni recta por tu culpa

Tita te keo muxo, eres mu gapa

Y tú un zalamero… anda, ven, aúpa

Arrreeeeeeeeeeeee

Los años pos guerra fueron casi iguales de difíciles que la guerra en si misma, su padre había vuelto de los campos tan machacado que apenas podía trabajar y los pocos encargos de costura que conseguía Filomena tampoco ayudaban mucho. Gina no volvió a la escuela, dijeron que con lo que sabía era suficiente, así que ella leía por su cuenta y hacía sumas y restas con su hermano mayor hasta cuando él se casó con la saltimbanqui como la llamaba Filomena cuando en realidad era bailarina muy bonita, desde entonces apenas practicaba.


Se quedó en casa para atender a su padre y ayudar a su madre con las tareas… Pocos alicientes, la misma vida que la de todos los del vecindario. Gina no podía dejar de pensar que quizá había algo mejor y que no tenía porqué conformarse pero cómo, dónde eran preguntas sin respuestas. Filomena, por no verla sufrir anhelando un sueño imposible, la sermoneaba: Hija, el porvenir es cosa de ricos, así que tienes que vivir tu vida como lo que somos, humildes, dejar de meterte pájaros en la cabeza, es una pérdida de tiempo, ala, ponte a recoger...


Afortunadamente, René y ella seguían juntos, su amistad infantil se había convertido en un noviazgo que todos parecían aprobar… pero no había dinero para boda y después de la Gran desgracia y el escándalo consiguiente, sus padres apenas les dejaban verse.


“Tonta su hermana, tonta la gente malpensada”… pensaba Gina cabreada… “ojala René encontre trabajo pronto y nos podamos casar de una vez… aunque qué pasaría con Luis III si yo no me encargo de él… pobrecico… qué culpa tiene él de la Gran desgracia… los niños como siempre pagan por los errores de los mayores”

Luis cuidado… no te acerques a la orilla… que el agua es muy peligrosa

Vale tita

Luego te llevo con tu madre

No…. No kero… kero ir contigo y René

Ni hablar… que queremos estar solos… y mama te espera, verás lo bien que lo vais a pasar…

No… ella no juega…ella está triste… me aburro y no kero siesta


Gina suspira… qué le puede decir… es cierto que su hermana siempre está triste, desde la Gran desgracias esa chica que siempre fue sensible tirando a quejica, no ha levantado cabeza… ¡pobrecita si tampoco tuvo la culpa!, la gente que es muy mala y prefiere hablar de los demás antes que mirarse para dentro…. ¿Qué hizo ella de malo?, nada para que la repudien de esta forma… y encima el cura que no quiso ni bautizar a Luis III. Bueno sí que quiso pero de tapadillo, por la noche para que nadie se entere.

Fueron ambas, Filomena y ella a hablar con el parroco

Mi hija está casada

Ya lo sé pero yo no oficié la boda

Su marido le ha mandado los papeles, están firmados, la boda es válida lo ha dicho el maestro, y mi hija aquí presente sabe leer muy bien… ella lo confirma

Sí, contestó Gina, escueta para no caer en la tentación de hablar demás y montarla

Ya pero Luis ha sido concebido fuera del matrimonio… y es pecado

¿Y por ello no le pueden bautizar?

No he dicho que no lo quiera bautizar, sólo que lo haríamos de forma más discreta

Como si fuésemos maleantes...yp quiero que mi nieto se bautize como dios manda, un domingo después de la misa de las 12h, como todos los niños…

Filomena, sea razonable..

Gina no se contuvo más, a la hija del carnicero bien que usted la bautizó y nadie se cree el cuento de que el niño sea prematuro… ¡dónde se ha visto que sobreviva un apenas sietemesinos! Seguro que Dios no hace tanta diferencias, los niños son puros e inocentes, unos angelitos dicen ustedes, ¿qué culpa tiene el crío?

Señoras, yo no discuto más es lo que hay, lo toma o lo deja…

Filomena se irguió y le miró a los ojos, PUES ENTONCES EL NIÑO NO SE BAUTIZA Y PUNTO, lo toma o lo deja, vamos Gina que aquí no quieren a los pobres…



Así que Luis III, encima de que le llamen bastardo también estaba condenado al limbo… No era justo… haber aguantado una guerra para tener tan poco libertad…

Su hermana se enteró de su embarazo justo después de que Paul se fuera a buscarse la vida en el Congo Belga. El y Yvonne estaban comprometidos desde hace años, y se querían, por lo menos ella esta locamente enamorada, así que la despedida fue cuanto menos calurosa y no sólo por culpa del mes de agosto.

Cuando cayó la bomba del embarazo, no se escuchó más que ayes y llantos en casa… Filomena en un primer momento maldijo a su hija mayor por traerla a casa una desgracia más, Yvonne estaba destrozada… Se encerró en su habitación y lloró días y días, sin comer, ni beber… a la semana tomó una decisión, escribió una carta a su hermano Luis, explicándole lo desdichada y avergonzada que estaba y le anunciaba su intención de quitarse la vida para repararse así la deshonra. Afortunadamente Luis quien trabajaba en correos, recibió la carta sin demora y se precipitó a la casa paterna… Yvonne no estaba, amotinó el vecindario y todos se pusieron en su búsqueda… hasta que el mismo, por puro instinto se fue al río donde ambos habían jugado de pequeños… y allí la encontró en un tris de tirarse del puente… la salvó in extremis.


Fue Luis padre quien por primera vez desde que volvió de la guerra, recobró el control. “No he visto tantas muertes para lamentar un nacimiento a esas alturas, ese niño es mi nieto y no consentiré que nadie le haga daño, ni su propia madre”. Todos acataron las órdenes y volvieron las aguas a su cauce. Mandaron un telegrama a Paul que estaba ya afincado en África y le avisaron del inesperado acontecimiento, no tardaron en arreglar la boda por poderes, y se convirtieron en marido y mujer por mucho que las malas lenguas pretendían lo contrario.


Pero tardó 3 años más en volver ya que instalarse en un país recién colonizado no era lo más sencillo y rápido… mientras Yvonne esperaba, con temor a que al final él no vuelva a por ella y su hijo. Paul volvió, hecho un galán con un traje de explorador que todos admiraron con envidia en el pueblo. Por fin pudo celebrarse la boda y el bautizo, delante de Dios y de todas las comadres del pueblo. Después de la boda se fueron ambos al Congo para buscar una casa bonita para su pequeña familia que no tardaría mucho en aumentar, dejando Luis a cargo de Gina una vez más…


Mientras René por fin y por mediación de su futuro cuñado también entró en correos…


Y pudieron poner fecha a la boda, el 1 de mayo 1931, casi a punto de cumplir 22 años, con Luis III de paje… al año un 11 de mayo (como yo) nació mi tío Humberto y un año después mi tía Marisa. Una familia feliz y de lo más corriente, con futuro sin sorpresa asegurado… hasta que el gobierno belga propuso a sus funcionarios trasladarse al Congo para facilitar la vida de sus muchos nacionales allí afincados. René y Gina no lo dudaron…


El mes de mayo 1936, René, Gina y sus dos hijos pequeños de 5 y 4 años, se despidieron de Filomena y Luis en el puerto de Ámberes rumbo a una vida más salvaje en muchos aspectos… destino Congo… Seguros de encontrarse con un futuro prometedor prueba de lo que siempre intuyó Gina:


un futuro mejor no es monopolio de los más acomodos, es de todos los que saben seguir su sueño.

Cosa que me repitió a mí, su nieta nº 7... y ya sabéis que la hice caso..


PD mañana mi abuela Gina cumple un siglo de recuerdos y aventuras…y no lo digo metaforicamente, no ella sigue viva, perdida en su recuerdos pero vive... la mandé 100 rosas blancas sus preferidas, un gasto extra que merece la pena.


BON ANNIVERSAIRE ABUELA, te quiero siempre


Siento estar tan desaparecida pero estoy a tope,sabréis perdonarme.


14 comentarios:

  1. Esta historia me tiene enganchadisíma!!!!.

    Te perdono por hacernos esperar, pq el curro es eso curro pero desde ya q sepas q estoy esperando la aventura del Congo!!!

    Besicos Cru.

    ResponderEliminar
  2. Que años más dificiles aquellos,Filomena tuvo que sufrir mucho por sus hijos, era otra época. Tengo ganas de que continues con la bonita historia de la abuela Gina, que como se adaptó al Congo, de cuando nació tu madre y de todas esas cosas.
    Un besazo, Felicidades a la Gran abuela Gina.

    ResponderEliminar
  3. Muchas Felicidades para tu abuela (y para ti, que escribes estupendamente)

    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Nos quejamos de nada, aquellos tiempos si que eran duros...

    Besos

    ResponderEliminar
  5. La de veces que me habrán mandado a mi al Congo Belga! pero muchas..


    Cuando Gina se vea rodeada de rosas, se sentirá muy feliz y seguro se acordará de ti.

    Felicidades y besos.

    ResponderEliminar
  6. Con historias así, se te perdona lo que haga falta. Muy bien empleado ese dinero de las rosas, por descontado.

    ResponderEliminar
  7. Carnie

    Gracias hija, seguiré lo antes posible
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Betty

    Unos años muy jodidos si, no sólo la guerra sino la posguerra que era casi peor, lo del Congo fue mucho mejor
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Hirlonde

    Gracias hija por ambas cosas que dices
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Jopeana

    Es verdad somos unos privilegiados que no sabemos disfrutar pero es lo que nos toca
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Eva

    ¿mandarte al congo belga era como mandarte a la mierda? jajaja

    Besos

    ResponderEliminar
  12. Lamama

    Gracias y es cierto lo pague encantada
    Besos

    ResponderEliminar
  13. jooooooooooooooooooooooooooooooo, cuando te acostumbras a la pluma ironica, sarcastica, al humor, a la frivolidad... y lees algo así, te das cuenta de cuan rapido se juzga Que bello todo, que bella historia, pero que bonito mensaje. Ya me viene bien, ya...

    ResponderEliminar
  14. Cru, qué es eso de que estás a tope, NO NOS PUEDES DEJAR ASÍ!! Dile a tu "jefe" que se vaya al Congo Belga! Eva, tía, jajajajaja

    Ay que bonito todo...

    ResponderEliminar

Pio pio pio

Related Posts with Thumbnails